En junio de este año, Susana Giménez invitó al piso de su programa a Claudia Villafañe, la ex mujer de Diego Maradona. La visita de la ex del diez tenía una sola condición: no se podía nombrar a Maradona. La conductora hizo caso omiso a esa disposición y hoy enfrena una demanda judicial.

En aquel momento, el juez Mariano Gastón Sohaner notificó a ambas con una medida cautelar con el pedido de que ambas se abstuvieran de “nombrar, exhibir, difundir o divulgar datos, informaciones o imágenes vinculadas a la intimidad, honor y privacidad del niño (Dieguito Fernando) y Diego Armando Maradona”.

Sin embargo, tanto Giménez como Villafañe ignoraron por completo la medida cautelar, razón por la cual la Justicia consideró que ambas no acataron la orden impuesta por el magistrado. Por esa razón, la Dra. Hertrig imputó y notificó parcialmente a ambas en orden al delito de desobediencia. Así lo informó Matías Morla, abogado de Maradona.

Según el abogado, el delito de “desobediencia” puede llegar a penalizar a la diva ente “15 días y 1 año de prisión”. En caso de no ir al juicio, debe realizar tareas comunitarias. Sin embargo, Morla expresó que si bien “ninguna de las dos cumplió con la notificación, Maradona coincide en que Susana no comete el delito con la intensidad con que lo comete Claudia Villafañe, porque no sabía el alcance”, explicó.

Fuente: El Destape

Loading...

DEJÁNOS TU COMENTARIO