Los Antequera son de Villa Maipú, San Martín. Uno de los integrantes de la familia, Carlos Alberto (32), es quien protagonizó el robo y la persecución a los tiros a metros de Tribunales.

Terminó detenido, aunque gravemente herido. Su hermano Marcelo Adrián (29) está del otro lado: es policía desde septiembre de 2015 y trabaja para la fuerza de seguridad local del distrito del norte del Gran Buenos Aires.

El ladrón baleado había estado involucrado en al menos cinco hechos delictivos, todos por robo. En 2010 le unificaron una condena a cinco años y 10 meses de prisión.

El asaltante resultó herido en el pecho cuando fue rodeado por los policías mientras intentaba escapar en la camioneta Peugeot Partner que le robaron a un repartidor.

Sus cómplices lograron escapar, uno de ellos mediante una audaz maniobra: se cambió de ropa en el edificio de la Procuración y salió sin que lo reconozcan, aunque saben que está herido de bala en una mano.

En el tiroteo entre la policía y los malvivientes una jueza y un trabajor judicial fueron baleados.

DEJÁNOS TU COMENTARIO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.